martes, 15 de febrero de 2011

Ya son diecisiete años,diecisiete años aprendiendo,caminando,cayéndome,levantándome,luchando,disfrutando al máximo de todo.

En este tiempo he aprendido a soportar tu ignorancia,a tus miradas,a tu misma presencia.Tanto que algo,que nisiquiera sé lo que es,me ha obsequiado con eso mismo que tu me dabas.Y ya no me haces falta,ya no sueño ni con esa caja de música,ni con atardeceres en la terraza,ni con el olor a lluvia,ni las tardes de verano.
Sea lo haya sido,gracias.Esta vez el olvido ha sido uno de los mejores regalos que podría haber tenido.

2 comentarios:

Samuel Morales dijo...

Me gusta tu blog
te sigo :)

nerea dijo...

mee encaaanta! bonita foto con mi culo gordo en pantalla ^^ ahahhaá (LLL)